diaz canel vueltabajo pinar En el atelier La Ópera, dedicado principalmente a la confección de canastillas, Díaz-Canel compartió con los trabajadores. Foto: Ronald Suárez Rivas

El primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, recorrió parte de las obras reanimadas aquí en saludo al 26 de Julio y el aniversario 150 de la ciudad.

Acompañado por Gladys Martínez Verdecia, primera secretaria del Partido en la provincia, y otros funcionarios y dirigentes del territorio, Díaz-Canel visitó el Museo de Ciencias Naturales, una de las edificaciones que distinguen a Pinar del Río, en la que elogió el minucioso trabajo de restauración al que fuera sometido.

El primer vicepresidente cubano se interesó además por el atelier La Ópera, dedicado principalmente a la confección de canastillas, y por el proyecto de arte fotográfico, Casa Taller Alberto Sánchez Méndez, donde apreció una exposición de paisajes del artista Esteban Díaz Montesinos.

Otros de los lugares incluidos en el itinerario fueron el parque José Martí, y la sede del taller de diseño y decoración Trazos, integrado por jóvenes arquitectos que han participado en muchas de las obras reanimadas en la ciudad.

«Esta visita nos ha permitido corroborar todo lo que hemos estado apreciando en estos días en la prensa y también en experiencias propias, de visitas anteriores que hemos realizado durante los últimos años», declaró al término del recorrido el también integrante del Buró Político del Partido.

Dijo además que entre los aspectos tenidos en cuenta para el otorgamiento de la sede por el Día de la Rebeldía Nacional a Pinar del Río, estuvo el desarrollo alcanzado en actividades económicas en las que la provincia tiene un peso importante, y también en el ámbito ideológico, político y social.

Sin que todo esté resuelto, creo que se ha estado logrando un nivel de satisfacción de la población, afirmó Díaz-Canel, y añadió que «cuando se trabaja así, la gente ve la esperanza de que podemos perfeccionar y hacer mejor las cosas».

«Este es un 26 bien ganado, que para los pinareños significa la victoria por todo el esfuerzo, y para el país, el reconocimiento de una población muy humilde, muy honesta y muy apasionada», concluyó.

Fuente: Periódico Granma

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS