curso escolar libros preparativos Granma comprobó que en la escuela primaria Conrado Benítez, de la capital, la preparación del curso es un hecho desde el pasado 23 de agosto. Foto: Anabel Díaz

Es el inicio del curso escolar lo más parecido a una fiesta gigante, para la que se requiere preparación, constancia y recursos. Como toda celebración, resulta indispensable un pase de revista para conocer los principales logros e insuficiencias, y poner el catalejo sobre aquello que determinará, sin duda alguna, en el éxito final.

 

En ese empeño el Ministerio de Educación (Mined), como cada año, realizó un recorrido por todas las provincias y el municipio especial Isla de la Juventud, que permitió tomar el pulso a la calidad con que se prepara el nuevo periodo lectivo. Al término de la visita, un encuentro con la prensa, desarrollado el pasado sábado, permitió conocer la situación de las más de 10 600 instituciones educativas a las que entrarán alrededor de 1 700 000 alumnos el próximo 5 de septiembre.

 

El objetivo esencial del próximo curso escolar es seguir elevando la calidad de la educación, lo que lleva implícito no solo la adquisición de conocimientos, sino además el desarrollo de habilidades, el comportamiento de nuestros estudiantes dentro y fuera de las instituciones educacionales, y la ejemplaridad del personal docente, dijo la ministra de Educación Ena Elsa Velázquez Cobiella en un análisis crítico que colocó los puntos sobre las íes de los principales desafíos para el curso que comienza.

 

Días antes de ese intercambio, Granma constató en algunas provincias e instituciones del país cómo se comportaba la preparación del inicio del curso, experiencia que permitió corroborar las informaciones brindadas por los directivos del sector.

COBERTURA DEL PERSONAL: UNA MATERIA PENDIENTE

 

Aunque analizado año tras año, todavía en la actualidad constituye una asignatura “con arrastre” el completamiento de la fuerza docente. Según informó la titular del sector, este curso contará con un 94, 2 % de la fuerza docente sin el uso de alternativas, superior en 1,1 % con respecto al curso anterior.

 

Además, hizo referencia a la reducción de la cantidad de maestros sobrecargados y del uso de asistentes para el trabajo educativo y de auxiliares pedagógicas, así como de miembros de los consejos de dirección frente a grupo, lo que evidencia una mayor calidad en las alternativas. No obstante, las opciones se concentran en los contratos que incluyen a los más de 1 000 jóvenes universitarios que se han comprometido a impartir docencia.

 

Así lo comprobó este rotativo en Matanzas, una de las provincias con indicadores más desfavorables —además de La Habana, Mayabeque y Artemisa, las cuales reportan un déficit de 585 docentes— y donde los municipios más afectados son Cárdenas, Matanzas y Ciénaga de Zapata. En este territorio la carencia asciende a 137, y la solución está en manos de alumnos universitarios aún en formación dispuestos a asumir como docentes, explicó Raúl Hernández Galarraga, director provincial de Educación.

 

Aunque el resultado hoy es mejor comparado con años anteriores por la disminución del éxodo de maestros y el mayor por ciento de retención en las escuelas pedagógicas, la provincia precisa de planes alternativos para cubrir unas 1 000 plazas sobre todo en la enseñanza de Secundaria Básica, que se garantiza con maestros retirados reincorporados, contratados y básicamente con un contingente de docentes de otras provincias que imparten clases en calidad de internados.

Según Velázquez Cobiella son La Habana y Matanzas las de mayor cantidad de profesores de otras provincias que ayudan a paliar esa situación, con más de 2 800 y 200, respectivamente. Lue­go, le siguen Camagüey, Artemisa y Mayabeque.

 

Entre otras problemáticas que influyen en el territorio matancero, se encuentra el incumplimiento del plan de ingresos para la escuela pedagógica ubicada en el municipio cabecera, precisamente de los territorios más urgidos de maestros para cubrir la demanda de docentes.

 

La titular del sector puso sobre la mesa la importancia de la estimulación a los docentes, al mencionar que hay territorios del país en los cuales no se no explotan todas las potencialidades e iniciativas. Entre los ejemplos positivos destacó a la provincia de Camagüey; sin embargo, en otras como Santiago de Cuba, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Granma, Pinar del Río, todavía hay posibilidades para dar una mejor atención a los docentes no solo en el orden moral, indicó.

 

Por solo mencionar algunos ejemplos, hizo referencia a la importancia de acercar los servicios a los educadores, quienes terminan de impartir las clases cuando los establecimientos de comercio están cerrados; y mencionó las experiencias positivas de algunas provincias en la realización de ferias agropecuarias e industriales y la venta de ropa a precios módicos, entre otras.

 

Además, la ministra informó que en estos momentos se reportan 100 plazas sin cubrir en el nivel preescolar en La Habana (77), Mayabeque (19) y Matanzas (4), que afectan el otorgamiento de 2 056 capacidades en círculos infantiles.

ACCIONES POR BUEN CURSO

 

En referencia al plan de mantenimiento constructivo Fran­cisco Navarro, director nacional de Inversiones, arguyó en el encuentro con la prensa que hoy está previsto llegar a 187 centros más que los planificados a inicios del año, cuando se pronosticó alcanzar 1 789 centros. Además, hizo referencia a la planificación para recuperar totalmente 35 escuelas. No obstante, añadió que hay 580 de estas acciones sin iniciar que tienen prevista su ejecución entre los meses de septiembre y diciembre del año en curso.

 

Entre las provincias que aún mantienen el mayor número de instituciones afectadas —además de Artemisa, La Habana, Matanzas, Mayabeque, Villa Clara y Guantánamo— se encuentra Holguín, donde a propósito del tema Granma intercambió con Reynaldo Pupo Caballero, jefe del Departamento de In­versiones de la dirección provincial de Educación.

 

Al referirse al plan de mantenimiento y reparaciones, respaldado por poco más de 8 millones de pesos, dijo que este beneficiará a109 planteles, con las reparaciones de cubiertas, cambios de los elementos de carpintería deteriorados, instalación de nuevas redes hidrosanitarias y eléctricas, cercado perimetral y pintura de los inmuebles.

 

Los restantes serán terminados en la medida en que avance el curso, en correspondencia con el cronograma de trabajo, que comprende etapas trimestrales. Con categoría de inversiones, precisó, se identifican 3 centros, que deben estar en óptimas condiciones en diciembre venidero: el seminternado Paquito Gonzá­lez, la Secundaria Básica “Menelao Mora”, y la escuela primaria “Héroes de Girón, en Banes. Además, está sometido a una repara­ción integral el círculo infantil “El Mambisito”.

 

Mientras, en Santiago de Cuba, según conoció este rotativo, en cumplimiento del plan de reparación y mantenimiento de las escuelas se han terminado 58 centros, y otros 22 (para un total de 80 comprometidos), estarán concluidos este 5 de septiembre tras la ejecución de un monto financiero ascendente a más de 5 millones 341 mil pesos.

 

A ellos se unen otras 285 escuelas —de los 1 193 centros con que cuenta el territorio— que por encontrarse en consejos populares y arterias con programas de rehabilitación especial, o en respuesta a planteamientos de la población, recibieron de manera extra plan diferentes acciones constructivas, apuntó Dania López Gulbone, directora de Educación en el territorio.

 

Francisco Navarro hizo referencia, además, a la recuperación del mobiliario escolar, y el rescate paulatino de la disponibilidad técnica de los equipos de refrigeración y cocción. A modo de ejemplo, comentó la adquisición de 576 freezer y 465 refrigeradores, así como 300 cocinas de fabricación nacional, que ayudarán a paliar la situación en los casos más críticos del país.

 

Así pudo comprobarse en Santiago de Cuba, donde se acaba de recibir, al decir de la directora provincial, 58 neveras para la conservación de alimentos, y un lote de refrigeradores domésticos.

 

Respecto a la base material de estudio, en la Ciudad Héroe fueron recibidos todos los materiales gastables como libretas, lápices, lápices y tizas de color, acuarelas y plastilina, laboratorios de inglés, módulos de ciencias naturales para la enseñanza primaria, módulos de juguetes para círculos infantiles, y módulos de educación laboral con medios de carpintería, electricidad, corte y costura e instrumentos de medición.

 

Al referirse a la situación en el país, Roberto Romero, director nacional de logística, manifestó que de los 307 títulos del plan bibliográfico del primer semestre del curso se han terminado y distribuido totalmente 230 —de ellos 52 que corresponden a cuadernos de trabajo— con 11, 2 millones de ejemplares.

 

Subrayó, además, que existen 58 libros terminados y en proceso de distribución; mientras, 12 no estarán en las aulas al iniciar el curso ya que la poligrafía no ha reportado su terminación (3 de primaria, 2 de secundaria básica, 3 de la Educación Técnica Profesional (ETP) y 4 complementarios).

 

Por otro lado, se destinaron 3, 9 millones de dólares al desarrollo de habilidades prácticas e intelectuales, empleados en la compra de laboratorios de Física, Química y Biología para Secundaria Básica, así como reactivos químicos para este nivel educativo y preuniversitario.

 

En tanto la ETP —aunque con ello no cubre la totalidad de la demanda—, adquirió nuevos módulos para las especialidades agropecuarias, electricidad, albañilería, textil, automotriz, maquinado, soldadura, ajuste y módulo de dibujo, los cuales están en proceso de distribución a las provincias.

UNA CLAVE PARA LA CALIDAD

 

Y si algo ha caracterizado este año la preparación del presente periodo lectivo ha sido el seminario que tuvo lugar en el país del 23 al 26 de agosto, en el que participaron directivos de todos los niveles, docentes y especialistas. Así pudo comprobarse en recorrido realizado por las escuelas primarias Conrado Benítez y América Latina, del municipio Playa, y el Instituto Politécnico Raúl Cepero Bonilla, de Diez de Octubre, en la capital, donde a aula llena los maestros se convirtieron en educandos.

 

Ana del Carmen, quien funge como jefa de ciclo y alumna del seminario en la Conrado Benítez, nos dijo que los temas impartidos abordan desde la inclusión educativa e igualdad de oportunidades, la violencia en el hogar y en la escuela, adicciones, organización escolar y el trabajo con la familia.

 

Para los talleres —en los cuales participaron organizaciones de la comunidad, Atención a Menores, Fiscal a, Salud Pública, presidentes de los consejos populares, entre otros factores— se garantizó la reproducción de más de 32 mil DVDs con todos los contenidos y materiales, bibliografía básica y complementaria de los temas a impartir, así como la reedición del folleto Algo que los docentes deben saber sobre las adicciones, comentó la viceministra Irene Rivera Ferreiro a la prensa.

 

Y en la escuela América Latina,  mientras las profesoras alternan su preparación con el acondicionamiento de las áreas de juego de preescolar, un padre pinta los exteriores del patio donde correrá su hijo y el resto de sus compañeros. Al preguntarle qué le impulsó a tal acción, contesta sin salir de su faena: “Me salió del corazón”.

 

Porque la fiesta gigante se prepara entre todos: la familia, la escuela, la comunidad. El inicio del curso continúa siendo un importante acontecimiento para la familia —concluyó la ministra de Educación— en el que todos están en función de garantizar junto a la escuela y los docentes las condiciones para el éxito de “esa fiesta que se hace todos los años”.

 

Fuente: Periódico Granma

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS