japon rescatistasLa búsqueda de sobrevivientes continúa hoy en la prefectura de Hokkaido, en la región septentrional de Japón afectada la víspera por un potente terremoto que dejó al menos 12 muertos.

De acuerdo con diarios locales, los rescatistas en medio de las réplicas, retiran escombros y lodo en busca de las 22 personas que siguen desaparecidas.

El fenómeno que alcanzó el mayor nivel de la escala de intensidad sísmica de Japón (de 0 a 7), desencadenó deslaves que arrasaron varias casas, particularmente en Atsuma.

Asimismo, afectó a sectores como el ganadero, pues cerca de la mitad de la leche que se consume en este país procede de esa región y los constantes cortes de energía eléctrica dificultan el ordeño mecánico y la refrigeración.

De igual forma se teme que, de mantenerse los apagones, se deteriore el pescado refrigerado y el congelado, al tiempo que las autoridades del sector investigan el alcance de las pérdidas.

Por otra parte, los servicios y los diveros transportes públicos vuelven gradualmente a la normalidad.

La Compañía de Ferrocarriles de Hokkaido informó que todos los trenes rápidos que circulan entre las principales ciudades de la prefectura permanecerán parados este viernes.

También sigue suspendido el servicio interurbano de autobuses porque muchas autopistas tienen tramos cerrados, aunque circulan algunas rutas locales.

En tanto, más de 38 mil viviendas siguen sin agua, por lo que los pobladores hacen largas filas en los puntos habilitados para el suministro de este recurso.

Las autoridades de Sapporo, la capital de Hokkaido, anunciaron la reanudación del servicio del metro en su totalidad, y que los tranvías funcionan de nuevo también.

El movimiento telúrico ocurrió ayer a las 3:00 de la madrugada, hora local, y ocasionó cortes en el suministro eléctrico, deslizamientos de tierras que sepultaron decenas de viviendas, daños a carreteras y a edificios, entre otras afectaciones.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar