terminal omnibus reparacionesEn la terminal provincial fueron colocados cierres de inter columnas para obstruir las vías de entradas no establecidas.

 

Érase una vez la Terminal de Ómnibus de Guantánamo, una de las más gigantescas y bonitas de todo el país. Cuentan quienes vivieron aquellos tiempos, que coincidían allí servicios de restaurantes, tiendas y alojamiento para los que venían de lejos…

 

Pero en los duros años de Periodo Especial (década del 90 del pasado siglo), cuando faltaron los recursos, y otros tantos de desatención, en los que escaseó la voluntad, el emblemático lugar perdió su esplendor, cediendo paso a un sitio deslucido, hacinado, sombrío, mustio.

 

Por eso, en la actualidad, autoridades del Gobierno en la provincia, de conjunto con las direcciones de la Empresa Provincial de Transporte (EPT), la Unidad Empresarial de Base (UEB) Ómnibus Nacionales, ocupantes del inmueble, invierten en la recuperación del gran complejo, que como novedad incorpora un porcionador de carne y un punto de venta pertenecientes a la Cadena TRD, donde se ofertan alimentos, bebidas, confituras, jugos y otros productos básicos.

 

Dentro de la instalación, se ubican farmacia y puesto médico, un agente de Etecsa y kioscos que sustituirán los dislocados timbiriches en los que cuentapropistas brindan ofertas gastronómicas.

 

Cada una de las entidades residentes, financia las labores de construcción que ejecutan trabajadores de las unidades de la Empresa de la Construcción (Epcons) de Guantánamo.

terminal omnibus reparaciones2Trabajadores de la Epcons construyen siete puntos de venta de alimentos ligeros que serán arrendados a los cuentapropistas.

El lado intermunicipal

 

A más de 500 mil pesos asciende la remodelación del salón de pasajeros de la terminal intermunicipal, que contempla el arreglo de los baños, pintura, enchape del andén, elementos de ambientación, remodelación del parqueo y la recepción, cambio de los bancos e impermeabilización del techo, aunque los componentes para este último procedimiento, al igual que la caja de agua, aún no han llegado, detalló Delbis Díaz Matos, director de la EPT.

 

Para ultimar detalles, se retoca la pintura, se pule el piso, instalan conductos eléctricos y coloca carteles y señaléticas, a la par que se trabajaba en la jardinería.

 

A la espera, la colocación de cinco televisores y seis ventiladores en el salón de pasajeros.

 

Vecinos nacionales

 

Aunque parece una misma entidad, la terminal está dividida. Justo al lado del punto de embarque hacia municipios y zonas de difícil acceso dentro de la provincia, se extiende, ocupando casi todo el inmueble, la UEB Ómnibus Nacionales, donde se realizaron similares acciones de mantenimiento.

 

Antonio Castillo Barrios, inversionista de la UEB, informó que “se hicieron adecuaciones a lo que fuera un baño ubicado en el interior del salón de pasajeros, ahora convertido en oficina donde los choferes entregan los boletines, la recaudación, y descargan el contenido del control de flotas (GPS)”.

 

El departamento de equipajes, provisto ahora de falso techo, radica al lado de las taquillas, donde se venden pasajes de última hora y se reservan también con 90 días de antelación, para que los usuarios no tengan que entrar al salón a entregar las maletas, precisó el administrativo.

 

La oficina de información, por su parte, cambió de posición su ventanilla para evitar aglomeraciones a la puerta del salón mientras se “llama” la “lista de espera”.

Visible la demolición de las jardineras, en cuyo lugar se construyeron bancos que “están en proceso de culminación, según Castillo Barrios, colocándoles enchape de granito pulido”.

terminal omnibus reparaciones3El salón de pasajeros de la terminal intermunicipal fue remodelado. En el mismo se colocaron pinturas que aluden a la ciudad y se espera por la instalación de cinco televisores y seis ventiladores.

Aunque rústicos, las bancadas aumentan la capacidad de personas sentadas y el espacio transitable dentro de la instalación, que en las noches también contará con mayor cantidad de luminarias.

 

Algunos barrotes por pintar y retoques en la jardinería ornamental quedaban pendientes en la última visita de Venceremos, fecha en que las reparaciones ascendían a 350 mil pesos en moneda nacional y 15 mil pesos libremente convertibles.

 

Desconciertos

 

No obstante las mejoras, la colocación de barrotes entre las columnas ha traído comentarios desfavorables entre los guantanameros, que notan anacrónicos estos elementos estructurales.

 

Al respeto, directivos de Ómnibus explicaron que así lo concibe el proyecto diseñado en Génedis, y busca cerrar vías de entradas no establecidas para organizar el flujo y evitar daños a la jardinería y bancos.

 

Similar revuelo provoca el empapelado azul de los cristales en el salón de pasajeros, puesto con el objetivo de impedir la incidencia directa del sol, pero que genera oscuridad al interior del salón, cuya iluminación es deficiente durante el día y carece de climatización.

 

Para un servicio más presentable

 

Un buen logro, eso sí, es la construcción de siete puntos destinados a la venta de alimentos ligeros, situados en las afueras de la terminal, que serán arrendados a los cuentapropistas.

 

Financiados por la Empresa provincial de Comercio, los locales, de ellos cinco kioscos Sírvase usted y dos de mesas, para una prestación más sosegada poseen cubierta ligera y disponen de un área de servicio y otra de elaboración.

 

Al intercambiar con Nicolás Lescaille Cardona, especialista de la Unidad Básica de la Epcons, este explicó que faltaba por instalar elementos del sistema hidráulico, las ventanas y la conexión de la red eléctrica.

terminal omnibus reparaciones4Leonel Cruzata Rivera, Jefe del centro porcionador de carne de Guantánamo, revisa el equipamiento de acero inoxidable que se encuentra en la entidad, mientras espera el restante.

Particiones

 

Por la parte “de atrás”, en un área inutilizada hace más de un lustro, se construyó un porcionador de carne, instalación novedosa en la provincia y que permitirá procesar ocho toneladas de pollo diarias, inversión que asegurará la permanencia de este alimento en los mercados de la tiendas recaudadoras de divisas.

 

En la obra, casi al 100 por ciento de ejecución, faltan apenas la colocación de interruptores y el montaje del equipamiento que debe llegar desde Santiago de Cuba, para luego echar a andar la maquinaria, informó el inversionista de la cadena TRD en Guantánamo Jorge Millet Silvente.

 

Con un costo que alcanza los 200 mil pesos, el porcionador tiene entre sus locales, un área de cámara fría para pollo entero a segmentar y una de productos terminados (salchichas, picadillos y otros formatos comerciales).

 

Todas cumplen rigurosas normas higiénico-sanitarias, propias de “un proceso de marcha adelante, o sea, que por donde entra el producto no puede salir para evitar contaminaciones cruzadas”, precisó Leonel Cruzata Rivera, jefe de la entidad.

 

Convertirse en referencia

 

“Las acciones constructivas buscan dignificar el lugar, convertirlo en una bella instalación, que permitirá que los miles de guantanameros y foráneos que acuden se sientan bien. Depende de los administrativos que lo que hoy se construye sea sostenible”, valoró el Director de la EPT.

 

Todo ese esfuerzo mancomunado quedará ensombrecido, si a la par, los trabajadores de los establecimientos no prestan un mejor servicio a los viajeros, de modo que confort y buen trato, vayan de la mano.

 

Ojalá y como auguran las autoridades, muy pronto la provincia vuelva a tener una terminal, cuanto menos, decorosa.

 

Y los guantanameros estaremos complacidos para siempre…

 

terminal omnibus reparaciones5En la oficina de información de Ómnibus Nacionales se cambió de posición la ventanilla para evitar aglomeraciones a la puerta del salón mientras se “llama” la “lista de espera”.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS