espirituanosRaidel Díaz Vega, jefe de Operaciones del Contingente Eléctrico de Sancti Spíritus. Fotos: Lorenzo Crespo Silveira

El contingente eléctrico llegado desde la provincia de Sancti Spíritus para ayudar a los municipios guantanameros afectados por el huracán Matthew, ya partía desde San Antonio del Sur rumbo a Baracoa cuando Venceremos conversó con Raidel Díaz Vega, jefe de Operaciones.

 

Concluidas las labores de restablecimiento del servicio eléctrico en territorio sanantoniense, la caravana se dispone a atender situaciones más complejas –según califica el especialista- debido a que prácticamente todas las líneas de trasmisión que conectan a la Villa Primada con el Sistema Eléctrico Nacional, colapsaron tras el paso de Matthew.

 

Díaz Vega y sus 97 hombres dejaron atrás la comodidad del hogar para integrarse a las brigadas de recuperación en zonas del Alto Oriente afectadas por el evento meteorológico. Ya suma cuatro ciclones desde que dirige ese colectivo, y de Pinar del Río a Guantánamo ha probado su experiencia ante este tipo de situaciones.

 

“Es una tarea fuerte, pero fue muy reconfortante ver, cuando bajamos la loma, que todo el Valle de Caujerí tenía electricidad, un orgullo para quienes nos mantenemos horas y horas trabajando, en condiciones a veces peligrosas.

 

“Partimos satisfechos: más del 90 por ciento de los transformadores están en servicio, y quedaron restablecidos los circuitos primarios y las líneas de subtransmisión que alimentan a las cuatro subestaciones principales de San Antonio del Sur”, declaró.

espirituanos2Una semana después del paso del huracán Matthew, los técnicos, operarios y especialistas espirituanos de la Unión Nacional Eléctrica (UNE) devolvieron la electricidad al noventa por ciento del municipio San Antonio del Sur. Fotos: Lorenzo Crespo Silveira

Aunque es un hombre joven, este ingeniero ya anda acostumbrado a las extensas jornadas que el trabajo implica. Ya vio situaciones peores en su desandar por Cuba, donde los fenómenos meteorológicos han castigado el sistema eléctrico. Diez brigadas de construcción y mantenimiento de línea, cuatro grúas, una barrenadora de roca dura, camiones para el traslado de los recursos, mecánicos y choferes están a su cargo.

 

Junto a su contingente eléctrico espirituano -como orgullosamente repite- ha soportado el viento, la lluvia y el sol, y asegura que su “equipo es capaz de autoabastecerse en condiciones complicadas y seguir adelante”.

 

Impactado por la acogida de los vecinos y autoridades del municipio, declara: “La población facilitó el cumplimiento de la tarea. Nos ayudó mucho, por ejemplo, a cruzar los cables por el río, a levantar los postes a mano. No faltó el café, la atención para que nos sintiéramos a gusto.

 

“Hubo cooperación extraordinaria de los vecinos de Puriales, la zona afectada del municipio, quienes más perdieron y, sin duda, quienes más apoyaron”.

 

Al término de su labor, habían devuelto la energía eléctrica en zonas montañosas de Puriales. Las que restan, informó, quedan al cuidado de las brigadas guantanameras.

san antonio electricidadEl municipio San Antonio del Sur vuelve poco a poco a la normalidad. Fotos: Lorenzo Crespo Silveira

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

feed-image RSS